Consejos para el ardor de estómago durante el embarazo

Si has llegado hasta aquí, probablemente sea porque estás sintiendo ardor de estómago durante tu embarazo. Pero tranquila, por lo general, es un síntoma que está dentro de la normalidad. De hecho, se calcula que más del 50% de las mujeres embarazadas, puede padecerlo.

En Mamás Para Siempre somos conscientes de que, durante el periodo gestacional, el cuerpo de la mujer experimenta una serie de cambios internos y externos, que se traducen en la aparición de diferentes síntomas muy conocidos: el reflujo y la acidez estomacal. Por supuesto, estos cambios pueden tener mayor o menor incidencia dependiendo de la persona. Cada experiencia es única y esto es indiscutible.

Causas y síntomas de la acidez en el embarazo

La acidez y los ardores pueden aparecer a lo largo del primer trimestre de la gestación, debido a que el aumento de las hormonas del embarazo hace que el sistema digestivo se ralentice.

En otras palabras, el cuerpo produce una gran cantidad de estrógenos y de progesterona que relajan la musculatura del organismo, incluyendo la zona gastrointestinal. Esto hace que los alimentos se digieran de forma más lenta.  

De igual modo, la acidez tiende a ser frecuente en la tercera etapa, es decir, en el transcurso del tercer trimestre, ya que es cuando el útero alcanza un gran tamaño y ejerce mayor presión sobre el estómago, lo que provoca que el ácido gástrico ascienda a través del esófago con mayor facilidad (reflujo gastroesofágico). También puede manifestarse tras las comidas o al acostarse.

Entre los síntomas más frecuentes de la acidez predominan:

  • Problemas para conseguir tragar la comida.
  • Dolor de garganta.
  • Producción excesiva de saliva.
  • Dolor en el pecho debido a la quemazón.
  • Sensación de ‘fuego’ en la boca del estómago, acompañado de un sabor ácido o amargo.
  • Pérdida de peso.
  • Fatiga y náuseas.

¿Se puede tomar Almax durante el embarazo?

En principio, se debe evitar el uso crónico o excesivo de Almax durante el embarazo, debido al riesgo de aparición de alteraciones en el feto/recién nacido. De ahí que sea conveniente consultar con el médico o farmacéutico la toma de este medicamento si estás embarazada o crees que podrías estarlo, para asegurar su seguridad en el periodo gestacional.

No obstante, existen otras formas de aliviar la acidez estomacal. Aquí, compartimos algunos consejos para ti:

  • Evita las comidas copiosas. Es mejor que tomes alimentos frescos y libres de grasas o salsas.
  • Reparte las comidas a lo largo del día. Lo idóneo es que comas de cinco a seis veces en cantidades más pequeñas.
  • Come despacio y mastica bien. Comer de forma rápida no es nada recomendable en ninguna circunstancia.
  • No te acuestes inmediatamente después de comer. Deja pasar, al menos, una hora y media/dos horas entre la comida y el sueño.
  • Bebe mucho líquido, especialmente agua, y elude las bebidas con cafeína y con alcohol.
  • Duerme con la cabeza elevada. Así evitarás tener reflujo. 
  • Sigue una dieta rica en fibra. Para prevenir el estreñimiento, uno de los causantes del ardor de estómago.
  • Intenta no ponerte ropa muy ceñida por el abdomen y la cintura.

Como ves, estos son sencillos remedios para el ardor que pueden ayudarte a reducir sus síntomas considerablemente.

En definitiva, la acidez no es una afección peligrosa pero sí muy molesta, especialmente si ya padeces otros síntomas del embarazo.

En caso de que no haya mejoría, recuerda consultar con tu médico para descartar la posibilidad de que se trate de otro tipo de anomalía.

Esperamos que con esta breve información hayamos aclarado algunas de tus dudas o preocupaciones sobre el ardor de estómago durante el embarazo. Por supuesto, si necesitas mayor asesoramiento, acude a nosotros. En Mamás Para Siempre estaremos encantados de atenderte y asesorarte al respecto. 

Ver artículos del autor
José Antonio Galán Ceballos

Farmacéutico Titular y CEO de mamasparasiempre.com

Producto añadido a la lista de deseos
Producto añadido para comparar.

¿En qué podemos ayudarte?